17 mujeres acusan a alguacil Fischer de comportamiento inapropiado

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Mujer testifica contra agente del alguacil

    La mujer número 17 que acusa al agente del departamento del alguacil Richard Fischer de conducta sexual inapropiada. Reportaje de Rigo Villalobos. (Publicado viernes 15 de junio de 2018)

    Continúan las acusaciones contra un agente del alguacil de San Diego de conducta inapropiada. Ya son 17 mujeres que han relatado los intercambios con el agente Richard Fischer mientras él estaba en uniforme.

    La última presunta víctima describió los hechos que sucedieron en septiembre del 2012 cuando ella tenía 23 años.

    De acuerdo con la demanda, Fischer la habría detenido sobre la I-8 cerca de la Universidad Estatal de San Diego (SDSU) porque las ventanas de su auto eran muy oscuras. Según la denunciante, el agente le habría dicho que podría arrestarla porque olía a alcohol, pero que no lo hizo.

    Después el agente la habría seguido a casa para asegurarse que llegara a salvo, según la demanda que también describía a Fischer cómo “coqueto” y “alegre” durante la parada, y que no actuaba como un “policía normal”.

    Cuándo la mujer llegó a casa, describe la querella, Fischer presuntamente se le acercó, le pidió su número y le dio un abrazo sin su consentimiento. Ella alega que temía que Fischer la arrestaría si no le daba su número, así que se lo dio.

    En los siguientes días, Fischer supuestamente le mandó aproximadamente 20 mensajes donde le coqueteaba y en otros le expresaba su deseo de verla otra vez. La mujer le respondió a los mensajes porque dijo sentirse intimidada pero que nunca quedaron de verse, según la demanda.

    Dos días después de la presunta parada de tráfico, sus compañeras de casa le dijeron que dos detectives del alguacil acudieron a su casa mientras ella no estaba. Se quedó de ver con ellos al día siguiente en SDSU para hablar de Fischer.

    La mujer dice que los detectives habían seguido la patrulla de Fischer con el GPS del auto y vieron que el alguacil había acudido a su casa varias veces durante los últimos tres días.

    Ella dijo que los detectives nunca le pidieron una copia de los mensajes de texto y nunca le preguntaron que decían.

    En la demanda, la mujer dijo que los detectives la presionaron para no presentar una denuncia.

    Una semana después, la mujer sería contactada por la oficina de asuntos internos de la oficina del alguacil de San Diego. Les repitió su declaración. De acuerdo con la demanda, ella alega que los detectives también la presionaron a no presentar una denuncia y dijo que temía que pudiera ser arrestada por sospecha de conducir en estado de ebriedad.

    La mujer dijo que no hubo otro contacto adicional con Fischer o con ningún personal del alguacil después de la segunda entrevista, pero que cambió su número de teléfono y se mudó porque se sentía incómoda con lo que había sucedido.

    De acuerdo con la demandante, dijo que al leer las denuncias en contra de Fischer de otras mujeres en mayo notó las similitudes de su caso.  

    Fischer enfrenta acusaciones de 16 otras mujeres.

    El lunes su niñera y colega en la estación de alguacil en Santee también presentó su denuncia.

    La mujer de 62 años, que dijo que prefiere mantenerse en el anonimato dijo que trabajaba para la familia Fischer de tiempo completo.

    Dijo que al despedirse de Fischer, él le dio un abrazo y que notó que presionó sus genitales contra ella. “No me tardé en darme cuenta que no era un abrazo amistoso”, le dijo a nuestra cadena hermana NBC 7. “Era un abrazo sexual”. Cuando lo empujo, ella alega que Fischer le preguntó “¿Qué te pasa? ¿Tienes miedo a mi esposa o tienes novio?”, a lo que ella le contestó “ambos”.

    Fischer fue arrestado y se le presentaron cargos penales basados en las acusaciones de otras mujeres en febrero.

    La semana pasada en Vista, un juez dijo que Fischer se tendrá que presentar en corte en 15 cargos de manosear y acariciar 13 mujeres.

    Trece presuntas víctimas testificaron durante la audiencia preliminar. Fischer se declaró no culpable de los cargos que incluyen abuso de autoridad, ataque y agresión con el uso del uniforme.

    El abogado del acusado dijo que sería inapropiado realizar cualquier comentario durante las demandas civiles y penales en contra de su cliente.

    Nos hemos acercado a la oficina del alguacil, no hemos recibido respuesta.