Colef: Nuevo gobierno en Baja California podría ser una alternativa para reducir la tensión bilateral

Se necesitaría un nuevo impulso a la Conferencia de Gobernadores Fronterizos, entre otros factores

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Colef: Nuevo gobierno en Baja California podría ser una alternativa para reducir la tensión bilateral

    Hace 30 años se dio la primera alternancia democrática con el triunfo del PAN. Hoy de nuevo se da una alternancia con el arribo de MORENA a la gubernatura al estado de Baja California. En un contexto en que los ciudadanos valoraron otra alternativa, en lugar de la escasa transparencia, rendición de cuentas, la ausencia de mecanismos eficaces anticorrupción y la creciente inseguridad, que sumaría cerca de 6 mil homicidios dolosos en los dos últimos años.

    Estos mismos desafíos se aplicarán a la nueva administración gubernamental, en un contexto en donde la relación con Estados Unidos es compleja y donde las recientes críticas del presidente Trump afectan la relación transfronteriza.

    El investigador del Departamento de Estudios de Administración Pública del Colegio de la Frontera Norte (Colef), José María Ramos señaló que el cambio de gobernador en Baja California sería una opción para reducir las tensiones en materia comercial, seguridad y migración, si se consideran los siguientes factores:

    • Un nuevo impulso a la Conferencia de Gobernadores Fronterizos, que cumple 37 años de funcionamiento. Esta Conferencia puede ser un espacio para abordar los temas críticos de la relación, binacional.
    • Reiterar el avance de la Frontera del Siglo XXI desde el 2001, en materia de fortalecer la seguridad  y la agilidad en los cruces comerciales. Esta iniciativa sigue siendo estratégica a 19 años de su impulso. Este iniciativa se podría adaptar para el caso de la frontera sur mexicana. Con base de que la principal preocupación del gobierno de Estados Unidos en la región de Centroamérica es la seguridad nacional y en particular la detención de traficantes de drogas y de migrantes.  
    • La implementación de la Guardia Nacional puede ser una opción para mejorar la relación con Estados Unidos; si existen ciertas coincidencias con las prioridades antidrogas de Estados Unidos. En este contexto se pueden esperar las siguientes consecuencias:
    • Se mantiene la violencia en Tijuana y el trasiego creciente de drogas hacia el país vecino. Considerando que la Guardia Nacional no será su prioridad la erradicación de los grupos delictivos y por una relativa eficacia de la Guardia Nacional. En este escenario, Estados Unidos seguirá cuestionando la ineficacia de la política antidrogas y de  seguridad mexicana.
    • El flujo de migración procedente de Centroamérica presenta dos opciones:
    • Un problema si se criminaliza la migración por sus efectos locales aislados. Una oportunidad, si se reconoce el aporte de los migrantes en términos de derechos de la ciudad, según la Agenda 2030 y se promueve la participación interinstitucional y de organismos internacionales como OIM y ACNUR con una agenda del bien común y desarrollo comunitario.
    • El estado de Baja California será uno de los principales afectados por la aplicación de medidas arancelarias a las exportaciones mexicanas. En ese marco, será importante visibilizar los aportes locales y regionales tanto económicos, comerciales y financieros del TLCAN , tanto transfronterizos como binacionales.

    En suma, la elección de Baja California es estratégica en la relación México- Estados Unidos si se prioriza una eficaz agenda estratégica para la seguridad y el desarrollo, con base en una eficaz gobernanza multinivel, según los logros económicos y comerciales fronterizos, transfronterizos y binacionales.