Líderes religiosos acusados de trabajo forzado

Las ventanas estaban selladas en algunas de las locaciones de los hogares

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Líderes religiosos tendrán que enfrentar la ley

    Líderes son acusados de forzar a indigentes a pedir limosna para luego quitarles el dinero (Publicado miércoles 11 de septiembre de 2019)

    Líderes religiosos fueron acusados de conspiración de trabajo forzado a personas en situación de calle por presuntamente forzarlos a pedir dinero por nueve horas al día, y a tenerlos encerrados bajo candado en hogares grupales, de acuerdo a la fiscalía federal.

    El ex sacerdote de Imperial Valley Ministries (IVM), Víctor González y otros 11 individuos fueron arrestados el martes, en San Diego, El Centro y Brownsville, Texas. Ellos enfrentan cargos federales de conspiración, trabajo forzado, servidumbre de documentos, y fraude de prestaciones sociales.

    Las acusaciones van hasta el 2013. De acuerdo a un documento de la corte federal presentada el 23 de agosto y revelada este martes, líderes religiosos se aprovecharon de personas vulnerables sin hogar o bajo las drogas en San Diego y en otras ciudades cercanas, con la promesa de una cama y comida.

    En lugar de ayudarles, según la acusación federal, los acusados presuntamente forzaron a personas que vivían en las calles a otorgarles sus prestaciones sociales, y a trabajar pidiendo dinero en las calles hasta nueve horas por día y seis días a la semana, todo en beneficio de los líderes religiosos.

    La edad de las presuntas víctimas va desde 17 hasta 60 años.

    El procurador de la Fiscalía Federal en el Sur de California, Robert Brewer le dijo a NBC 7 que las acusaciones de tráfico laboral son "pésimas".

    "Estas víctimas fueron prisioneras, despojadas de sus humildes medios financieros, su identificación, su libertad y su dignidad", dijo Brewer.

    NBC 7 fue el único medio local en una conferencia de prensa donde se anunciaron los arrestos. Brewer describió el incidente en uno de los hogares grupales de IVM, lo que llamó la atención de investigadores.

    "Las ventanas estaban selladas en algunas de las locaciones de los hogares grupales, lo que llevó a una víctima de 17 años desesperada a romper una ventana y escapar y correr a una propiedad de los vecinos para llamar a la policía", dijo Brewer.

    Imperial Valley Ministries (IVM), una iglesia con base en El Centro que cuenta con aproximadamente 30 iglesias afiliadas a lo largo de Estados Unidos y México incluyendo en Los Ángeles, Santa Ana y San José en California.

    Uno de los acusados fue presentado en la corte, el martes, y el resto estaba programado para presentarse este miércoles. Tres de los cargos contra los acusados tienen una sentencia de hasta 20 años en prisión y una multa de hasta $250,000.

    IVM no habló sobre los cargos, pero dijeron a NBC 7, que este miércoles darían una declaración, luego de las presentaciones en la corte federal en el condado de Imperial.