Coronavirus en San Diego

Cómo afecta la ‘métrica de equidad’ en California a las reaperturas

Para cumplir con la métrica de equidad, cualquier condado con una población superior a 106,000 ahora debe asegurarse de que las tasas de positividad de las pruebas en los vecindarios más desfavorecidos no se retrasen significativamente.

Telemundo

SAN DIEGO- El Departamento de Salud Pública de California (CDPH) dio a conocer el martes los detalles de una nueva métrica que ayudará al estado a determinar si un condado grande debería ralentizar o acelerar las reaperturas en función de cómo se propaga la infección COVID-19 en sus comunidades más vulnerables.

La nueva "métrica de equidad" tiene como objetivo abordar la propagación del nuevo coronavirus entre las comunidades negras, latinas e isleñas del Pacífico, todas las cuales se han visto afectadas de manera desproporcionada por el virus por una variedad de razones.

"La mayoría de los condados tienen diferencias significativas en la positividad de las pruebas entre los vecindarios más y menos aventajados, y estas diferencias a menudo también se superponen con la raza y la probabilidad de empleo como trabajadores esenciales", dijo el CDPH.

San Diego deberá invertir en más pruebas de COVID-19

La métrica agrega otra medida que los condados más grandes de California, incluido el condado de San Diego, deben cumplir para reducir las restricciones, dijo la Dra. Wilma Wooten, oficial de salud pública del condado de San Diego el miércoles.

"Es importante señalar que esta métrica se utilizará para evaluar el avance a un nivel menos restrictivo. Sin embargo, no se utilizará para movernos a un nivel más restrictivo", dijo Wooten.

Para cumplir con la métrica de equidad, cualquier condado con una población superior a 106,000 ahora debe asegurarse de que las tasas de positividad de las pruebas en los vecindarios más desfavorecidos no se queden significativamente por detrás de la tasa de positividad general del condado.

La métrica de equidad utiliza lo que se llama el Índice de Lugares Saludables de California (HPI) para determinar dónde se encuentran esas poblaciones vulnerables. Luego pide al condado que se asegure de que la tasa de positividad de las pruebas entre la población más vulnerable esté en el buen camino con el resto del condado.

La tasa general de positividad de las pruebas actual del condado de San Diego es del 3.5%, mientras que nuestra puntuación de equidad es del 6.2%, lo que significa que la positividad de las pruebas debería disminuir significativamente entre las poblaciones vulnerables antes de que exista la posibilidad de pasar a un nivel menos restrictivo.

Las autoridades de salud tendrán que enfocarse en las comunidades más afectadas para continuar con las reaperturas.

Wooten señaló que incluso si pudiéramos cumplir con la métrica de equidad, el condado de San Diego aún está muy lejos de pasar de nuestro Nivel 2 actual, también conocido como el nivel rojo, al Nivel 3 menos restrictivo, conocido como el nivel naranja debido a la tasa general de casos del condado, que era de 6.5 hasta el martes pasado.

Todos los condados también deben presentar un plan al estado que muestre cómo el condado planea garantizar que estas comunidades desfavorecidas no se vean afectadas de manera desproporcionada, ya sea aumentando las pruebas y el rastreo de contactos, ofreciendo apoyo para que las personas se aislen y los esfuerzos de educación y divulgación, dijo el CDPH . Esto debe completarse el próximo jueves.

En el condado de San Diego, eso significa garantizar que los trabajadores esenciales tengan acceso a las pruebas, al tratamiento y que existan protecciones para mantenerlos a salvo, dijo Wooten.


Según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), la raza y la etnia son marcadores de otras afecciones subyacentes que afectan la salud, incluido el nivel socioeconómico, el acceso a la atención médica y pueden tener un mayor riesgo de exposición al virus a través de factores como su trabajos.

Un cuadro proporcionado por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades muestra cómo las comunidades de color se ven más afectadas por el nuevo coronavirus que las comunidades blancas al tener más probabilidades de contraer la enfermedad, ser hospitalizadas y, en algunos casos, morir a causa de ella.

Según los CDC en sus últimos datos publicados el 18 de agosto indican que los hispanos y los negros tenían 2.5 veces más probabilidades que los blancos de contraer la infección y más de 4.5 veces más probabilidades de ser hospitalizados por la enfermedad.

En cuanto a los más propensos a morir a causa de la enfermedad, los negros tenían el doble de probabilidades de verse afectados, seguidos por los nativos a una tasa de 1.4.

Wooten dijo que el estado estaba desarrollando un "manual de estrategias" para ayudar a los condados a determinar cómo podrían abordar las necesidades de sus comunidades más vulnerables. Se espera que los detalles se publiquen el lunes.

Contáctanos