Entrevista con el bombero que consuela a niña tras accidente mortal

Dos niñas tuvieron que ser rescatadas del accidente que ocurrió el miércoles que involucró a un tráiler sobre la carretera 125.

Es cuando Ryan Lopez levantó a una niña de cuatro años y la cargó en sus brazos alejándola del lugar de los hechos donde su madre y hermana eran tratadas por sus heridas. El helicóptero de noticias captó el momento cuando Lopez consuela a la pequeña en un tierno momento que mostró la calidad humana del rescatista.

Las pequeñas sandalias blancas de la niña se podían ver en la parte delantera de su chamarra mientras descansaba la pequeña descansaba su cabeza sobre su hombro. López la llevó a un camión de bomberos y eventualmente la bajó para darle un trago de agua. La niña regresó pronto a sus brazos, apoyando de nuevo la cabeza en el hombro del bombero.

El viernes, NBC 7, nuestra cadena hermana,  tuvo la oportunidad de hablar con López sobre el momento y cómo se siente al ser aclamado un héroe en medio de una tragedia.

López dijo que sólo está aprendiendo a ser papá con su hija de 2 meses, pero él sabía qué hacer de inmediato.

Una vez que determinó que la niña no se lesionó gravemente, hizo el siguiente trabajo que sabía que iba a ser el más importante para esta joven paciente, sólo para tranquilizarla.

Habló con ella, mostrando sus herramientas y partes del camión de bomberos.

"Realmente sólo quería seguir y simplemente sentirse segura", dijo.

López considera que lo que hizo el miércoles fue parte rutinaria del trabajo. Es algo que cualquier otra persona de primeros auxilios habría hecho, dijo.

"No es algo que alguna vez buscaría tomar cualquier reconocimiento," dijo. "Sé que alguien más en mi misma posición habría hecho lo mismo".

De acuerdo con la Patrulla de Caminos de California, el conductor del tráiler perdió el control y aplastó una barandilla de metal en la autopista sin peaje, cruzando carriles de la SR-125 hacia el norte antes de estrellarse contra una pared divisoria.

El camión de carga arrolló  un Chevy, matando a dos mujeres.  Las que fueron identificados como Nancy Bauerlein, de 57 años, de Santee y su hija, Jennifer Thompson-Campbell, de 29 años, de Jamul.

El camión de carga también se estrelló contra una familia dentro de un negro Kia Sorrento: dos adultos y dos niñas, de 4 y 6 años.

La niña de 6 años sufrió un cuello roto y tenía dificultad para respirar. La llevaron al hospital de niños de Rady.

La madre de las chicas y otro miembro de la familia estaban dentro del SUV negro. La madre sufrió lesiones leves, pero fue capaz de viajar en la ambulancia con su hija de 6 años cuando la niña fue trasladada al hospital, dijeron los paramédicos a NBC 7.

El portavoz de CHP, Kevin Pearlstein, dijo que la niña de 4 años de edad estaba en un asiento de especial para niños en el momento de la colisión, pero la niña de 6 años no estaba contenida en un asiento de refuerzo.

La conductora del camión de carga también fue lesionada.

El agente de la CHP, Ben Demarest, dijo el jueves que la conductora del camión de carga no estaba bajo la influencia de drogas o alcohol en el momento del accidente mortal.

Había una cámara del tablero de instrumentos dentro del tráiler y las autoridades están esperando poder extraer ese metraje para conseguir más detalles sobre qué sucedió en los momentos que conducían a la colisión.

Contáctanos