ola de calor

Se experimentan sequías extremas causadas por las olas de calor

Las olas de calor en la región están causando sequías extremas y el agua potable esta dependiendo de la desaladora local.

Telemundo

Las olas de calor están causando sequías extremas, limitando la disponibilidad de agua potable. La ciudad de ha visto obligada a depender de la desaladora de la ciudad. Sin embargo, su constante uso pone en riesgo la biodiversidad del océano.

Los climatólogos pronostican que el cambio climático va a causar que las olas de calor sean más frecuentes, dando lugar a sequías más intensas.

Por lo menos un 85% de California se encuentra en un estado de sequía extrema, limitando el acceso a agua en todo el estado. El sur de California recibe agua a través de los acueductos del norte y del Río Colorado. Mientras que en San Diego, el már es una de las opciones para combatir la sequía.

El cambio climático continúa causando estragos.

“Lo que la desalinización ofrece el único suministro de agua 100% resistente al clima,” dice Scott Maloni, Vicepresidente de Desarrollo de Proyectos.

La desaladora “Claude Bud” en Carlsbad abastece a 400 mil residentes del condado de San Diego diariamente.

Sin embargo, este remedio podría crear más problemas que soluciones.

“El impacto más notorio es crear áreas muertas, que básicamente están reduciendo la biodiversidad de estos sitios. Pero, eso se combina con otros problemas que estamos enfrentando con el calentamiento de los océanos, la acidificación de los océanos y todo esto es lo que se suma al cambio climático que estamos observando en este planeta,” explica Octavio Aburto, investigador científico y profesor en Scripps UCSD.

La sequía causada por el cambio climático afectara a personas en todos los aspectos de la vida

En las costas del condado de Orange la próxima planta desaladora está muy cerca de ser una realidad. En caso de que sea aprobada, al igual que en San Diego, se llevaran a cabo programas de mitigación ambiental.

“El beneficio de la planta de desalinización es que es un suplemento local a prueba de sequías que permite a San Diego reducir la necesidad de extraer agua de lugares lejanos como el Río Colorado o el norte de California,” explica Scott Maloni.

Contáctanos