Coronavirus en San Diego

Información errónea lleva a las personas a no vacunarse contra el COVID-19

Telemundo

SAN DIEGO- Infertilidad, riesgo de complicaciones médicas, miocarditis, hasta estar monitoreados por un chip en el cuerpo, son algunos de los argumentos errados que se escuchan en el debate popular sobre la vacunación contra el COVID-19.

“Si hemos visto casos de gente que esta vacunada y da positivo al virus, pero vemos que los casos ya no son tan graves o los síntomas son muy leves”, dijo Verónica Macedo de la Coalición Latina de Salud de San Diego.

Condado se prepara para abrir nuevos centros de pruebas

La vacunación masiva de la población ha sido la principal recomendación de la Organización Mundial para la Salud (OMS) y del Centro de Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) para contrarrestar el COVID-19.

“Todavía nos faltan los jóvenes que se pongan las vacunas y más ahora que están regresando a la escuela”, agregó Macedo.

Tienen diferentes razones por las cual deciden no vacunarse

Cuando Estados Unidos alcanzó la vacunación del 70% de su población elegible, y el condado de San Diego ha vacunado completamente al 70% de sus residentes, los contagios resurgen en medio del debate sobre el uso nuevamente de las mascarillas y la necesidad de vacunarse o no.

“Para que sirve la vacuna si de cualquier manera te contagias, sí, pero no estamos viendo lo mismo que al inicio de la pandemia cuando los hospitales estaban a capacidad. Estamos viendo que las personas que se han vacunado y se llegan a contagiarse del virus no necesita ir al hospital”, dijo Paul Schalch Lepe, otorrinolaringólogo. “El propósito de cualquier vacuna es evitar que la persona sufra un caso grave de la enfermedad, que culmine en hospitalización y fallecimiento”.

Sigue el aumento de casos de coronavirus

Desde los primeros reportes de contagios en Wuhan, China en diciembre de 2019, hasta la fecha, tanto la comunidad científica, los médicos, funcionarios gubernamentales, y hasta periodistas y televidentes han evolucionado a la par de la pandemia, y es que se aprendió de un virus que ha ocasionado la muerte de más de 4 millones de personas en el mundo.

Incluso se registró una saturación de información y también un consumo de demasiada información errónea, proveniente, incluso de prestigiosos centros de estudios médicos o de juntas científicas.

“Una vez que está afuera y llego a los medios no hay forma de retractarlo”, agregó Schalch Lepe.

Empleados del Condado seguirán las reglas de vacunación

Un ejemplo fue la revista médica “Vaccines”, la cual publicó un artículo el 24 de junio en el que se concluyó que las inyecciones contra el COVID-19 causaron la muerte de dos personas por cada tres que se salvaron. La publicación retractó el artículo poco después con el mensaje de “varios errores que afectan fundamentalmente la interpretación de los hallazgos”.

Contáctanos