Haitianos desesperan en México

México devuelve migrantes haitianos en vuelo a Haití

Telemundo

MÉXICO - México comenzó a enviar a migrantes haitianos de regreso a su tierra natal el miércoles, enviando a 70 personas a Puerto Príncipe.

El primer vuelo despegó del aeropuerto de Villahermosa en el estado de Tabasco, en la costa del Golfo, con 41 hombres, 16 mujeres y 13 menores a bordo. Estados Unidos también está devolviendo migrantes en vuelos a la capital haitiana.

El Instituto Nacional de Migración de México no respondió de inmediato a las preguntas de la Prensa Asociada sobre cuándo se planeaban más vuelos. Pero se refirió a los del vuelo del miércoles como "el primer grupo", lo que sugiere que fue el comienzo de un proceso para manejar a miles de migrantes haitianos que llegaron a la frontera de Estados Unidos este mes.

Miles más están atrapados en la ciudad sureña de Tapachula, cerca de la frontera con Guatemala, esperando que sus solicitudes de asilo o refugio sean procesadas por funcionarios mexicanos.

“Autoridades de los Departamentos del Interior y Relaciones Exteriores acordaron con representantes de la República de Haití iniciar el retorno voluntario asistido de migrantes en México a su tierra natal”, dijo el instituto en un comunicado.

El instituto dijo que los retornos eran voluntarios y que los haitianos habían estado viviendo en Tabasco y el centro de México. Eso sugiere que no estaban entre los que habían ido a la frontera de Estados Unidos este mes, ni entre los miles atrapados en Tapachula.

El gobierno federal continúa expulsando a migrantes haitianos que cruzaron la frontera en busca de un mejor futuro y, en esta ocasión, fue mediante vuelos de deportación del aeropuerto Valley International en Harlingen.

Un funcionario mexicano dijo la semana pasada que el plan era sacar primero a los haitianos que ya estaban en centros de detención y no habían solicitado estatus de protección.

El viernes, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, dijo: “No queremos que México sea un campo de migrantes; queremos que el problema se aborde por completo ".

El martes, funcionarios mexicanos abrieron un gigantesco centro de recepción afuera de un estadio de fútbol en Tapachula en un intento por aliviar el retraso en el sistema de asilo de México y las frustraciones resultantes que llevaron a miles de solicitantes a dirigirse hacia los EE. UU.

Montados a caballo, los federales intentaron parar el avance de los migrantes haitianos.

El sitio fuera del Estadio Olímpico de Tapachula puede albergar hasta 2,000 personas por día. Anteriormente, grandes multitudes llenaron las calles alrededor de las oficinas del centro de la comisión en Tapachula, luchando por un puesto.

A principios de septiembre, grupos de cientos de migrantes partieron caminando desde Tapachula, en muchos casos hartos de esperar a que el sobrecargado sistema de asilo procesara sus casos. Cada vez, las autoridades mexicanas disolvieron los grupos.

Más recientemente, unos 15,000 migrantes, en su mayoría haitianos, aparecieron en la frontera entre México y EEUU. Algunos de ellos también tenían casos de asilo abiertos en México, pero se habían cansado de esperar. Las autoridades estadounidenses pasaron una semana limpiando ese campamento en Del Rio, Texas, deportando a algunos directamente a Haití y liberando a otros en los Estados Unidos con la expectativa de que comparecerían ante los funcionarios de inmigración en una fecha posterior.

Algunos de los migrantes que fueron detenidos por las autoridades mexicanas en Ciudad Acuña fueron enviados de regreso al sur a Tapachula.

Contáctanos