California

Acusan a ejecutivos de empresa de telesalud de California de dar fácil acceso a adictivo fármaco

Done Global supuestamente ayudó a recetar más de 40 millones de pastillas de Adderall y otros estimulantes, y obtuvo más de $100 millones en ingresos, dijeron los fiscales.

Shutterstock

LOS ÁNGELES - Altos ejecutivos de una empresa de salud mental en línea con sede en California fueron arrestados por acusaciones de recetar incorrectamente estimulantes adictivos como Adderall durante la pandemia de COVID-19 y exacerbar la escasez de medicamentos para quienes los necesitan médicamente, dijeron funcionarios el jueves.

Ruthia He, fundadora y directora ejecutiva de Done Global Inc., y el presidente clínico David Brody, fueron arrestados el jueves en Los Ángeles y San Rafael, California, respectivamente, por presuntamente conspirar para proporcionar fácil acceso a Adderall y otras drogas estimulantes, que se usan en gran medida para tratar el trastorno por déficit de atención con hiperactividad (ADHD, por sus siglas en inglés), a cambio de una cuota de suscripción mensual, anunció el Departamento de Justicia de Estados Unidos.

Done Global supuestamente ayudó a recetar más de 40 millones de pastillas de Adderall y otros estimulantes, y obtuvo más de $100 millones en ingresos, dijeron los fiscales. Ni He ni Brody pudieron ser contactados para hacer comentarios, y no estaba claro si contrataron abogados. Done Global no respondió de inmediato a un correo electrónico en busca de comentarios.

"Como se alega, estos acusados ​​aprovecharon la pandemia de COVID-19 para desarrollar y llevar a cabo un plan de $100 millones para defraudar a los contribuyentes y proporcionar fácil acceso a Adderall y otros estimulantes sin ningún propósito médico legítimo", indicó el fiscal general, Merrick B. Garland, en un comunicado. .

El jueves, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC, por sus siglas en inglés) advirtieron sobre un "posible acceso interrumpido a la atención" para las personas que dependen de la plataforma y otras de telesalud similares para recibir medicamentos, que podrían afectar a entre 30,000 y 50,000 pacientes en todo el país.

Existe una escasez constante de varios medicamentos recetados utilizados para tratar el ADHD, incluido Adderall. Los CDC instaron a las personas a evitar el uso de medicamentos adquiridos de cualquier persona que no sea un médico o una farmacia autorizados.

En febrero pasado, la Administración de Control de Drogas (DEA, por sus siglas en inglés) informó que planeaba restablecer los requisitos federales de larga data de una visita al médico en persona para recibir una receta de medicamentos adictivos como OxyContin o Adderall, en medio de crecientes preocupaciones de que algunas nuevas empresas de telesalud los estuvieran recetando incorrectamente.

"En muchos casos, Done Global recetó medicamentos para el ADHD cuando no eran médicamente necesarios", afirmó Anne Milgram, funcionaria de la DEA, en un comunicado. "Cualquier desvío de Adderall y otras píldoras estimulantes recetadas a personas que no tienen necesidad médica sólo exacerba esta escasez y perjudica a cualquier estadounidense que tenga una necesidad médica legítima de estos medicamentos", agregó.

Los fiscales alegan que He y Brody continuaron distribuyendo medicamentos de esta manera después de conocer publicaciones en las redes sociales de que pacientes de Done Global habían sufrido sobredosis y fallecido, según el comunicado de prensa. Los dos también supuestamente mintieron a las farmacias y a los proveedores de seguros médicos para asegurarse de que las recetas fueran surtidas y pagadas, y Medicare, Medicaid y las compañías aseguradoras pagaron un exceso de alrededor de $14 millones, según el comunicado de prensa.

La pena máxima por los cargos de He y Brody es de 20 años de prisión.

Contáctanos